Traductor

BASTA DE GUERRA, QUE LLEGUE LA PAZ


BASTA DE GUERRA, QUE LLEGUE LA PAZ

Tenía sobre mi computadora un pequeño letrero en el que se leía: "Basta de guerra, que llegue la paz".


BASTA DE GUERRA, QUE LLEGUE LA PAZ


Este letrerito me lo regaló un colega que actualmente tiene su propia organización en donde ayudan a refugiados, y que por x ó y razones le había tocado estar en medio de un conflicto bélico.

La frase la llegué a ver en un par de ocasiones más, una de ellas pegada en el monitor de una cajera que trabajaba en una tienda de conveniencia, y es parte de la campaña que lanzó la organización "Estemos Unidos Mexicanos".

Creo que de cierta manera hay un vínculo entre mi amigo, la cajera y yo: Vivimos en medio de un conflicto bélico.

Y quien lo niegue sólo tiene que abrir un periódico de cualquier día de esta semana para ver la cantidad de muertos, asesinatos, persecuciones y amenazas con las que uno tiene que vivir. Y vamos, yo soy afortunada, vivo en la capital del país en donde todavía gozamos de cierta seguridad (quien lo diría, la capital se ha vuelto más segura que muchos pueblos de provincia), y eso que acaban de matar a un empresario a plena luz del día en la Zona Rosa.

Vivir con violencia estresa, atemoriza, te llena de inseguridad, provoca migraciones que separan familias; y hay quien dice que leer sobre asesinatos y ver cómo hablan del narco en las noticias, aumenta más esta carga emocional que todos tenemos. Hay quienes piensan que no se debería hablar de estas cosas en los medios de comunicación, que así estaría más tranquila la gente.

Se equivocan, la gente estaría más tranquila si la violencia no existiera de verdad; pero cuando no se habla del tema a sabiendas del peligro que corres, tu inseguridad se duplica, porque ahora no sabes a qué peligros te enfrentas realmente. Eso es realmente angustiante.

Ahora bien hablar sobre lo que sucede es importante, no ocultar la información nos ayuda a tener una dimensión real de las cosas; pero no es suficiente, los medios deberían hablar también de cuáles son las causas reales de violencia y no quedarse en el amarillismo sino que tendrían que proponer soluciones también, o al menos informar de las ideas que tienen otros para acabar con la guerra.

Construir soluciones al problema que vivimos, trae seguridad, negar la realidad aumenta el temor. Por eso, la solución no es callar, sino destruir la raíz del problema.

BASTA DE GUERRA, QUE LLEGUE LA PAZ

0 Response to "BASTA DE GUERRA, QUE LLEGUE LA PAZ"

Publicar un comentario